El perro de las dos tortas


Dicen que el perro es el mejor amigo del hombre. Mi hermano Luis dice que son ángeles que salvan vidas. Mi sobrina de siete años aun les tiene miedo y yo les tengo mucho respeto; sin embargo me agradan y a veces aprendo mucho de ellos.¿Recuerdas al perro de las dos tortas?. Esopo, un fabulista de la antigua Grecia escribió una historia acerca de este perro. Decía que en cierta ocasión un perro cruzaba el río con un trozo de carne en el hocico y que al verse reflejado en el agua creyó que era otro perro con un trozo de carne mejor que el suyo, y que intentando adueñarse del otro pedazo de carne soltó el que tenia consigo perdiéndolo en la corriente del río. De ahí que desafortunadamente lo perdió todo. Esta fábula fue conocida como “El Perro y el Reflejo del Río” y fue escrita para ilustrar que la codicia es un comportamiento negativo que puede llevarte a perderlo todo por nada.

Creo humildemente que todos tenemos una versión personal de la torta. Tu torta puede ser tu salario, tu negocio, tu casa, tu auto, o quizá tu profesión; el problema viene cuando pones la mirada en aquellas cosas que no tienes, descuidando aquellas que si tienes. No digo que sea malo desear mejorar tu estilo de vida, pero si digo que obsesionarse con aquellas cosas que no tienes solo por el hecho de que otros las tienen puede ponerte en gran riesgo de perder lo que Dios a puesto en tus manos. Por lo tanto, para que no caigas en la tentación de la codicia, y que no te pase lo que al perro de Esopo te comparto los siguientes principios de vida.

Primero. Aprecia y cuida lo que con tanto esfuerzo te a costado ganar. Haz una lista de todo lo que si tienes y da gracias a Dios por todo. Tomate un tiempesito para meditar en cada una de ellas y revisa si hay algo que hayas descuidado. Si tienes un trabajo, cuídalo. Si tienes un negocio, atiéndelo. Si tienes un proyecto dedícale tiempo, pero siempre mantente enfocado en lo que si tienes. El sabio Salomón decía: “Quien cuida de la higuera comerá de su fruto”. Proverbios 28:18 Ver. RV 1960. Entonces, nunca minimices lo que si tienes, trabaja en eso y cuídalo.

Segundo. Ten cuidado con las apariencias de la sociedad. Como dicen por ahí, no todo lo que brilla es oro, o mejor dicho, caras vemos deudas no sabemos. Y es que no siempre lo que vemos en la sociedad representa nuestra realidad. A veces solo es el reflejo de una sociedad que se endeuda para aparentar ser lo que en realidad no es. Nunca te dejes llevar por las apariencias, ni te compares con otros porque “Hay quienes pretenden ser ricos, y no tienen nada; y hay quienes pretenden ser pobres, y tienen muchas riquezas. Proverbios 13:7 Ver. RV 1960. Así que, la moraleja es que nunca te confíes en las apariencias para tomar decisiones financieras, recuerda que tu realidad es el mejor punto de partida para tomar una decisión antes de gastar.
Tercero. Aprende de los errores siempre. Si perdiste tu torta por una mala decisión, debes tomarte un momento para reflexionar acerca de lo sucedido. Y aunque no siempre se puede recuperar lo perdido siempre podrás levantarte y empezar otra vez. En la vida a veces se pierde, pero se pierde más cuando no se aprende.

Aprender de los errores siempre nos lleva hacia la madurez, nos hace mas sabios y nos prepara para mejores tiempos. Tomate tiempo para reflexionar sobre tus perdidas y haz los cambios necesarios para que no te vuelva a pasar. Trata de no cometer los mismos errores, y si puedes compártelos con alguien que te pueda dar algún sabio consejo.

Entonces, ya no te quedes como el perro del reflejo del río, valora y cuida bien tu pedazo de carne, o torta, o lo que sea que tengas. Todo lo que tu tienes nunca es demasiado pequeño como para ser descuidado. Nunca minimices las cosas que tienes, porque nunca sabes cuan grandes cosas Dios podría hacer con cada una de ellas.

Miguel Cortez

macortez2016@gmail.com
@macortez2016

Un comentario sobre “El perro de las dos tortas

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: